1. Inicio
  2. SAN
  3. FERNANDO
  4. Opinión sobre el “TOP CAJA” en el mercadillo o «rastrillo» de San Fernando de Henares.
Opinión sobre el “TOP CAJA” en el mercadillo o «rastrillo» de San Fernando de Henares.
0

Opinión sobre el “TOP CAJA” en el mercadillo o «rastrillo» de San Fernando de Henares.

2.38K
0

Con lluvia o con nieve todas las mañanas de los viernes hay mercadillo en San Fernando de Henares, y esos comerciantes que conviven con el “Top Caja”,  lo hacen con un sentimiento de abandono por la inmunidad con la que esas “cajas”, les hacen una competencia desleal.

“TOP CAJA”  By: Roberto Baldanta Tello.

San Fernando de Henares, Viernes 16 de Noviembre-2018. “Los primeros rayos de luz me desarropan,  inciden en mis parpados, como el que llama a una puerta.  Una vez aclarada la mente y la cara con el agua fresca que archiva el descanso nocturno, me sumerjo en mi cascada particular, me espabilo…..y a la calle.

Hoy es un viernes especial, hoy estoy de vacaciones……hoy toca “rastrillo”. Me sumo a los numerosos colosos arbóreos que peinan hojas,  alineados formando una sombra continua, que apenas permite pasar algún valiente rayo de sol.

En esta calle de La Huerta ya intuyo que me acerco al “rastrillo”. Desde esta famosa “cuesta de la grilla” ya diviso esas emblemáticas lonas verdes o azules que protegen a  clientes y comerciantes.También escucho el golpeo del agua al caer en esa fuente, un hilo musical improvisado y que sinfónicamente se une el griterío y  la algarabía  que  produce  el frenesí de los rastros y mercadillos.

Avanzo por la peculiar “milla de oro textil” y enseguida me doy cuenta de la dificultad para poder avanzar. Observo incrédulo como infinidad de cajas descansan en medio del recorrido. Cajas colocadas como si de un mecano improvisado se tratara. Cajas coronadas por una amplia variedad de productos que son los reyes de la actual sociedad del consumo y cuyos guardianes nunca están claramente definidos.

Cajas que hacen de escaparate de un puesto que no tiene su espacio determinado y por lo que me imagino que  no tendrá sus permisos, que no paga sus tasas, y por consiguiente que no pagará autónomos…. ¿seré yo que siempre he tenido mucha imaginación?

Sigo avanzando por el saturado recorrido y observo a los vendedores ambulantes, vendedores que pagan sus impuestos, vendedores que se levantan a las 3 a.m para ir a Mercamadrid, donde también pagan los tributos de los productos adquiridos; vendedores que están dados de alta en la seguridad social, que tienen asegurados a sus empleados, etc. En definitiva vendedores que están dentro del tejido comercial que forma parte del sistema productivo de un país y que participa en el mantenimiento de una sociedad de “bienestar” con esos servicios sociales , palabras que tanto gustan utilizar en ciertas  “verborreas” políticas.

Esos comerciantes conviven con el “Top Caja”, y lo hacen con un sentimiento de abandono por la inmunidad con la que esas cajas, les hacen una competencia desleal. Se pueden contar mas de 30 “micro-escaparates” sobre  los que se exponen: gafas, bolsos y deportivas (con marcas falsificadas), cosméticos, frutas y verduras, lomos y quesos (procedentes de conocidos almacenes).

Con todo ello (según fuentes profesionales en el asunto),  están cometiendo delitos contra la propiedad industrial y propiedad intelectual. Para conseguir ciertos productos han tenido que cometer como mínimo hurto, la  venta de esa comida es delito de receptación y a todo esto hay que sumarle la fata de controles y permisos.

Estas cajas y sus “prestigiosos” productos, están colocadas estratégicamente, cada una en la zona del rastrillo correspondiente, según el tipo de productos que exhiben. Estas cajas, son unas molestas “competidoras” para los comerciantes que allí están luchando por su pequeña empresa.

Apoyemos la iniciativa individual y la igualdad de todos ante la ley; con nuestros mismos DERECHOS y con las mismas OBLIGACIONES.  Así aportaremos todos, con nuestro trabajo,  a sostener esta sociedad de mercado y bienestar».

By: Roberto Baldanta Tello


 

(2378)